Defensa Mutua, Cada Corazón, Una Bomba De Relojería


DEFENSA MUTUA, CADA CORAZÓN, UNA BOMBA DE RELOJERÍA 

Defensa mutua, feminista.

 

Sino nos cuidamos entre nosotres, ¿quién nos va a cuidar? ¿Quién va a pelear por la vida que merece ser vivida?¿Quién está dispuesta a renunciar a sus privilegios? ¿Quien pone el cuerpo?

 

No queremos un feminismo hegemónico, neoliberal cuyo objetivo sea romper un techo de cristal, no creemos en los techos, no creemos en el cristal. Somos DIAMANTE.

 

Creemos en un feminismo dónde "la que quiera romper que rompa, la que quiera quemar que queme y la que no que no estorbe". Porque la agenda feminista, es un término de mierda que excluye a tantas y a tantes. Porque sino estamos todes, las putas, les Trans, las jornaleras, las que recogen las fresas, las que hacen el pan y se merecen las rosas, las kellys, las que cuidan, las que TE cuidan, las migrantas, las que andan en silla de ruedas, las que empujan la silla, las que se sostienen con una pensión, las que no pueden acceder a esa pensión, las que dependen, las que no quieren depender, las colonizadas, las ultrajadas, las racializadas, las violentadas, les disidentes, las viejas, las pellejas, la morrallita, las que no quieren luchar porque saben que las aplastarán, las frágiles que necesitan una mano, las que están cansadas de exponerse y ser atacadas, si no estamos todes (las de los márgenes) no es feminismo.

 

Esa agenda excluyente, diseñada desde despachos, “nos chupa el código”. No queremos un feminismo dócil y domesticado, queremos un feminismo fuerte y resiliente, que se filtre entre las grietas, que sepa adaptarse a la trinchera desde la que combate. Queremos un feminismo en el que haya relevo para quienes estén cansadas, en el que se respeten las luchas y sus formas, un feminismo que pueda ser combativo y también sereno. Un feminismo atravesado por la vida y acompañado.

 

Un feminismo organizado, de clase, que empuje, que escuche y que calle, para que quienes tienen que hablar, hablen. Un feminismo que ponga el cuerpo, ponga la piel y, cuando haga falta quemar, QUEME. " Si luchas puedes perder, sino luchas estás perdida", Rote Zora.

 

Queremos habitar un feminismo de apoyo y defensa mutua, donde cada corazón sea una bomba de relojería.


Compartir esta publicación